A QUIEN VOTARIAS PARA INTENDENTE DE MOCORETA

miércoles, 4 de agosto de 2010

MONSEÑOR ALBERTO PASCUAL DEVOTO

A 26 años de su muerte
Recordaron a Monseñor Alberto Pascual Devoto

Renovadas emociones se vivieron en la noche del Miercoles 28 de Julio en la Iglesia Catedral de Goya, durante la misa que se ofició para recordar el aniversario del fallecimiento del primer obíspo de esta diócesis, monseñor Alberto Pascual Devoto. La misa presidió el presbítero Alberto Ramón Altamirano, titular del decanato Paraná (debido a que monseñor Ricardo Oscar Faifer se encuentra en Buenos Aires).


Concelebraron los sacerdotes Ruben Cattay, Victor Arroyo, La Cruz Federico Jara, Jesús Aldery Franco López y acompañó el diácono Diego Alberto Villalba, ante una gran concurrencia de feligreses que se reunieron en el templo catedralicio para rendir homenaje al "Apóstol de los Pobres".
 
HOMILIA
El padre Alberto Altamirano comenzó la homilía señalando que "providencialmente estamos concelebrando esta eucaristía, tres sacerdotes que nos formamos en el entonces Seminario Mayor Santo Cura de Ars que fundó monseñor Alberto Devoto y nos acompaña el padre Victor Arroyo que fue uno de nuestros formadores" al tiempo que señaló que estan próximos a cumplir 25 años de sacerdocio.
 
Refiriendosé al texto bíblico del profeta Jeremias, dijo que "el profeta muestra su corazón, como a veces nos pasa a nosotros y, la entrega que Dios les ha encomendado es muy fuerte, pero en esa amistad, que se logra con Dios, él pide fuerzas para llevar adelante su misión y el Señor le renueva el compromiso".
 
"Tambien a nosotros nos pasa a veces como a Jeremías, sobre todo en estos tiempos dificiles de la Iglesia, donde a veces, nos sentimos pequeños, pero, tambien hoy mirando la figura de nuestro querido primer obispo Alberto (Devoto), vemos que él llevó adelante una Iglesia muy particular, muy personal" porque "dejó de lado el palacio para meterse en los barrios".
 
El correntino
 
Dijo que "Alberto Devoto llevó adelante una Iglesia abierta y él que venía desde la Diócesis de San Isidro de Buenos Aires, se encontró con el paisano correntíno, que es un hombre bueno, lindo, generoso, sincero, tantas veces postergado, a quien muchas veces se les mintió aunque todavía se les sigue mintiendo" dijo.
 
"Alberto Pascual Devoto, con el ejemplo de su vida, nos sigue animando a nosotros en nuestra tarea pastoral, sobre todo él que les tocó pasar por muchos obstáculos. Tambien a nosotros los sacerdotes nos tocan algunos obstáculos, no como en esa época, hoy es más sutíl" enfatizó e hizo referencia a los diversos lugares distantes de esta diócesis, con zonas rurales muy alejadas de la ciudad "donde nos toca recorrer".
 
Remarcó que "el Reino de Dios sino se acepta con toda la vida, nunca podrá ser valorado" insistiendo "o lo aceptamos como es o nos plegamos a nuestros miedos, a nuestros límites o al que dirán" por eso "tenemos que dar valor central a la perla (haciendo referencia al Evangelio del día) que es Jesús" porque "cuando descubro que Jesús es el centro de mi vida, ya no tengo miedo para dialogar y descubro en su presencia la alegría de Dios que brotará en mi corazón".
 
"Monseñor Alberto Devoto fue una figura importante de la Iglesia en Argentína y mucha gente, a veces no puede entenderla" reiteró que "hizo una Iglesia abierta, un ministerio sacerdotal al servicio del pobre, del mas necesitado, con una entrega total y por gracias de Dios, para nosotros sigue siendo una inspiración" remarcó el padre Alberto Altamirano.
 
Finalmente dijo "asumamos nuestro compromiso, miremos a Monseñor Alberto Devoto, que se metió en los barrios de esta provincia de Corrientes y encarnó el amor misericordioso de Dios, en una entrega cotidiana".
 
Frente a la tumba del caracterizado pastor, el padre Ruben Cattay (cura párroco de Colonia Carolina) rezó junto a los otros sacerdotes un responso y despues se escucharon testimonios del laico Jorge Humbero Leiva y de la Hermana Martha Pelloni.-